El programa de promoción de la salud “Pacientes con Marcha” se extiende al consultorio de Busot

By
Updated: junio 27, 2018

El Departamento de Salud de Sant Joan d’Alacant ha comenzado a extender el programa Pacientes con Marcha, creado e implantado por primera vez en el consultorio auxiliar de la Playa de Muchavista, en otros puntos del área de salud, dando inicio en el consultorio auxiliar de Busot el próximo mes de julio.

Uno de los objetivos principales de este Departamento es mejorar el grado de control de los factores de riesgo cardiovascular en pacientes crónicos, teniendo en cuenta que más del 90% de las muertes en España son debidas a dichas enfermedades.

Esto se puede conseguir mediante la incorporación de programas de promoción y prevención de la enfermedad para pacientes crónicos en los centros de atención primaria. Así, el propósito de la actividad comunitaria Pacientes con Marcha es fomentar una mejora de la salud, tanto física como psicológica y social, a través del ejercicio.

Se trata de un programa que cuenta con una gran aceptación y que le ha valido recientemente el reconocimiento por parte de la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública dentro de las “Buenas Prácticas” del Sistema Valenciano de Salud.

“Los pacientes demandan que les ofrezcamos, además de la consulta tradicional, otro tipo de “consulta” para poder mejorar en salud. Esta intervención, que continúa en activo cinco años después de su implantación en el consultorio de Muchavista, ha sido muy beneficiosa para los pacientes”, ha subrayado Margarita Berenguer, enfermera que impulsó la iniciativa.

Por ello, la Dirección de Atención Primaria decidió exportar este modelo y realizar charlas formativas en cada uno de los centros de salud del Departamento. De este modo, la actividad va a arrancar el próximo mes de julio en el consultorio auxiliar de Busot, dependiente del centro de salud de Mutxamel.

La puesta en marcha del programa ha requerido un importante trabajo previo para presentar la actividad a la población de esta localidad, actuación que ha realizado el personal sanitario del consultorio, la enfermera Verónica Sánchez y las doctoras Marina Riva y Rosalía Carbonell; los residentes de Medicina Familiar y Comunitaria Alberto Marín, David Díaz y José Marcos, así como la estudiante de enfermería Yaiza Yáñez.

En ese encuentro creado para concienciar a la población y resolver sus dudas, se entregó también un tríptico, elaborado por los propios profesionales, que condensa toda la información relativa a la dinámica de trabajo, así como los beneficios que aporta realizar un programa de estas características.

Cerca de 40 personas asistieron a esta sesión y se han apuntado para realizar la actividad, que va a tener lugar dos veces por semana, los martes y los jueves. Una sesión será de caminata y la otra de ejercicios de coordinación, fuerza, etc., en las instalaciones de la Casa de Cultura cedidas por el Ayuntamiento de Busot, dada la proximidad de ésta respecto del consultorio”, han señalado los responsables de Pacientes con Marcha en Busot.

La difusión del programa en las semanas previas a la presentación y la labor de sensibilización a la población ha sido fundamental para lograr el éxito de convocatoria. Así, se dispuso cartelería en español e inglés en los diferentes estamentos públicos de la localidad de Busot, con el fin de dar a conocer a todos los vecinos la información del proyecto.

En estos momentos, se están estudiando los antecedentes clínicos de los pacientes participantes, con el fin de adecuar la actividad física a las posibilidades de cada uno y, una vez realizada esta fase, dará comienzo el programa.

El 90% de los participantes presentan una patología de base y la edad media se encuentra entre los 45 y los 78 años. El 90% de ellos son nacionales y el 10% internacionales residentes en Busot.

Los coordinadores inciden en la necesidad de que los participantes adquieran un “compromiso” con la actividad, dado que “la continuidad es la mejor manera de que los beneficios se hagan patentes”. En este sentido, se realizarán controles analíticos y exámenes periódicos posteriores para evaluar las mejoras que experimenta cada uno de los participantes en términos de salud.